Ciudad Victoria, Tamaulipas
Felipe Martínez Chávez
Opinión Pública




El finito y el rudo
31/10/2013


 Ciudad Victoria, Tamaulipas.- En la primera revancha volvió a perder el finito, modosito y delicadito, a manos del rudote y perverso malandro.

Esta vez fue en el segundo round cuando el chiquillo Ricardo Rodríguez Martínez mordió el polvo frente a su oponente pandillero y gorilesco, Jorge Osvaldo Valdez Vargas.

Aunque coloradito de coraje, el bisoño no alcanzó a levantarse para ir al tercer asalto (tercera intervención al micrófono). Mordió el polvo y se fue a contarle a su padre Jaime que ahí, en el recinto parlamentario de Tamaulipas, le habían mentado la madre.

Fue un match de película el que protagonizaron los diputados Rodríguez, de Victoria, y Valdez, de Nuevo Laredo, teniendo como arena el mismísimo recinto de sesiones del Congreso.

Perdió el Jr. de la ciudad de las cotorras y, al final, abandonó el recinto entre lágrimas. La paliza que recibió fue de pronóstico reservado y, lo más probable, es que no vuelva a pedir la segunda revancha.

El más tonto de los diputados del PRI tiene “de encargo” al más camorrero, al pandillero y rufián de cuantos legisladores han llegado por las siglas del Partido de la Revolución Democrática.

Si es que El Ricky no tiene asesores que lo orienten en su inmadurez, ya debe irle diciendo adiós a sus intenciones de ser candidato tricolor a la alcaldía de Victoria en el 2016.

La primera pelea de compromiso fue hace 15 días en la misma arena, cuando el envalentonado modosito, protegido desde las gradas, desafió al gorila cuando aventaba pestes en contra de la bancada tricolor.

Pero sus gritillos no merecieron siquiera que el ogro volteara a verlo y menos que se le fajara al segundo episodio de la tarde.

Este jueves el chiquillo de Victoria volvió a desafiar al demonio cuando ni siquiera había alusiones para él. Se creyó fajador y listo para entrarle a los moquetes “a puño limpio”, y salió perdiendo.

Si sigue así, de caída en caída, poniendo la otra mejilla cuando le golpean la primera, no tiene mucho futuro en la política donde pretende seguir los pasos de su padre. Si no es capaz de enfrentar a un individuo en el micrófono ¿cómo va a querer defender a todo el pueblo de Victoria como primera autoridad?.

Valdez Vargas había llevado una jaula con ratones, mismos que colocó en el podio de la máxima tribuna de Tamaulipas; le aventó al delicadito dos que tres mentadas de madre, lo que espantó al mocoso.

Como sea, este match en el Congreso quedará para la historia.

El pandillero de Nuevo Laredo es un payaso que nada tiene que perder; el delicadito es un inexperto que quiere “agarrar” experiencia en los arrabales.

Sin lugar a dudas, después de morder el polvo dos veces y salir con la cola entre las patas, si alguien “le encargó” de seguirle los pasos al payaso fedayín, debe reconsiderar porque el señor Martínez Rodríguez no podrá jamás con su adversario…

Para la siguiente ocasión, lo que puede suceder, es que el muchachito “se una” con su enemigo y le cause al PRI la pérdida de un voto en el legislativo.

También tienen responsabilidad sus asesores (si los tiene), que lo mandaron a su segunda intervención en tribuna cuando ya estaba “boqueando”, cuando ya estaba noqueado.

Mientras tanto el campeón amarillo utilizó y muy bien los tres rounds de compromiso para lucirse y descargar toda su fuerza contra el Jr. espantado y ya sangrante.

Martínez no alcanzó a treparse al tercer round. Salió mal herido rumbo a la enfermería y, junto con él, sus aspiraciones de seguir escalando en la política. El rudote se interpuso muy temprano en su camino de sueños rosas.

Que le sirva de experiencia para que no se meta a lo tonto entre las patas de los caballos.

Si variamos de canal, por fin llegó a su fin la crónica anunciada. Jorge Reyes Moreno dejó la cartera de Desarrollo Rural del gobierno del estado y su lugar fue ocupado por Carlos Solís Gómez.

El hijo de la diputada Gómez Tueme no llega con muchas expectativas (perfil) al cargo. Sin embargo, un tipo inteligente, seguramente sabrá rodearse de gente con conocimiento y hará buen papel.

Lo mismo se decía cuando le dejaron la gran responsabilidad de dirigir la 61 legislatura al Congreso del Estado, y supo salir adelante con la chamba.

De Salvador Treviño Salinas en la subsecretaría de Turismo ¿qué se puede decir? Pues que si llega como inexperto en el área, también aprenderá y responderá a la confianza que el jefe depositó en él.

El popular “Chavalín” es abogado por la UAT desde el año 2002 y tiene de experiencia en la administración pública haber estado seis años -Eugenio Hernández Flores- en Protección Civil estatal.

Por igual, de palacio empezaron a salir los primeros nombramientos de las delegaciones estatales en los municipios, y es de esperarse que los cambios sigan dándose en los siguientes días. Los conductos son los “RT” en cada región.

Parece que la instrucción es realizar cambios ahí donde hubo fallas en el “apriete” a favor de los candidatos tricolores.

Por lo pronto recibieron nombramiento, como jefe de la Oficina fiscal en Padilla, Jorge Guadalupe Menchaca, y en Burgos Roberto Moreno García, en tanto que en la zona sur se nombró a los delegados de Itavu y Sedesol.

En otros temas, el alcalde capitalino, Alejandro Etienne Llano estuvo en los altares de muertos que se instalaron en el edificio de la Presidencia Municipal, donde se honró la memoria del recién fallecido Cronista de la capital, Antonio Maldonado Guzmán.



Correo electrónico del autor: chavezmf@prodigy.net.mx
Mapa del SitioContactanos Email
© 2011 - 2012 Todos los derechos reservados. Meridiano de Hoy,
Compañía Periodística Nacional.
Resolución Mínima 1024 X 768